derf.com.ar    Lecturas hoy: 40325

TECNOLOGíA


Una especialista cuenta los secretos de esta milenaria técnica para mejorar la perfomance en las relaciones sexuales



Fecha: 03/03/2005   05:58  |  Cantidad de Lecturas: 1400

“En el universo, todo lo que es energía se manifiesta por polaridades, cuando hay dos polos circula la energía




Ahora bien, en la unión sexual algo debiera ocurrir porque si no, ¿por qué habría sexos diferentes?Evidentemente, la energía sexual es la más poderosa energía de los humanos”. Quien dice esto, es la profesora Estela Guitián, Coordinadora de la casa del Tantra y autora de varios libros sobre esta disciplina. Desde que distintos famosos dejaron circular versiones sobre el poder sexual obtenido a través de la práctica del Tantra, esta variante del yoga despierta una serie de fantasias y prejuicios. Pero, ¿qué es realmente el tantra? Según Guitián, se trata de una filosofía de vida que nació hace más de 10.000 años a orillas del río que los ingleses llamaron Indo y que actualmente queda en Pakistán. Desde la visión hinduista en la que se encuentra enmarcado el Tantra, la sexualidad es concebida como algo natural y espontáneo al ser humano, que tiene como meta la unión coital suprema entre hombre y mujer, única posibilidad de que dos seres separados se sientan uno. Para los que practican el Tranta la relación sexual debe prolongarse no menos de dos horas. “La sexualidad no es sólo un don con el que todos nacemos, sino un derecho humano” argumenta Guitián “Sin embargo, la mayoría de la gente cuenta con una sexualidad muy condicionada por la sociedad: un bombardeo de imágenes eróticas para vender cualquier cosa, una ansiedad que a veces, crea hasta disfunciones sexuales”. En cambio en el Tantra, “El orgasmo es la unión de dos almas que se siente como una descarga eléctrica en el centro del cuerpo, ondas expansivas circulares que se irradian comolatidos hacia las puntas de los dedos, las piernas, los brazos: todo vibra, sos con el otro cuerpo una misma vibración", dice. Esta disciplina puede ser practicada por gente de todas las edades. En las clases se enseña a realizar una buena respiración y seguir su movimiento, contraer los músculos que intervienen en el acto sexual e incrementar la energía. Además a meditar, reprogramar las emociones, relajarse, tener conciencia corporal y realizar un trabajo de sensorialidad (incluye caricias, masajes, etc). “Se trabaja en forma individual cada técnica, incluso las vinculadas con la relación coital, pero está prohibido efectuar relaciones coitales en clase; ellas pertenecen a la intimidad”. Oscar Gómez, el director de la Escuela Argentina de Tantra, una de las más antiguas en Buenos Aires, coincide y ensaya una radiografía del estudiante que asiste a sus cursos,: “Sólo el treinta por ciento de los asistentes son mujeres, y si bien es bueno empezar temprano, hemos tenido alumnos que superaban holgadamente los ochenta años”. De cualquier modo, y a pesar del manto de exotismo que los mismos practicantes alientan, los sexologos sostienen que las enseñanzas del tantra, si bien efectivas, no son nada nuevo para el ojo occidental, ya que son muy similares a las que se aplican para tratar distintas disfunciones. A todo esto, sea una disciplina que alimenta el espíritu a través de un mejor sexo, o unas técnicas más propias del consultorio que de la contemplación previa al nirvana, el Tantra seduce, promete y lo que resulta coincidente entre científicos y filósofos, cumple.

Fuente:  3 de marzo de 2005 (ciudad)








SEGUI LEYENDO



Agencia de Noticias DERF
E-mail:grupoderf@hotmail.com
Santa Fe - Santa Fe
Argentina

NAVEGACION

REDES SOCIALES

derf.com.ar | Facebook Facebook derf.com.ar | Twitter Twitter derf.com.ar | Google Plus Google Plus derf.com.ar | Instagram Instagram
Diseño sitios WEB
Copyright ©2018 todos los derechos reservados
Diseño Web Grandi y Asociados