Economía | Héctor Polino | Canasta Básica | Salarios | Devaluación | inflación | IVA | Medicamentos | Consumidores Libres | Jubilados | Congreso | Mauricio Macri | PASO

Alimentos: Según CESO aumentaron un 2% en la primera quincena de agosto

El titular de Consumidores Libres indicó que "la inmensa mayoría de los países de la tierra no tienen este porcentaje de inflación en el año".

También agrego que por la devaluación post PASO hay incrementos entre un 15% y un 30%. “La quita del IVA hecha apresurada y con sentido electoralista está desfinanciando a las provincias”, sostuvo. El CESO registró aumentos de hasta un 35% en la semana que siguió a la devaluación.

Héctor Polino, titular de Consumidores Libres, explicó que “hay una pérdida del poder adquisitivo de la inmensa mayoría del pueblo argentino” y describió que en la primera quincena de agosto “hubo un aumento” en la canasta de alimentos que miden hace 24 años “del 1,98%”; y el acumulado del año es del 31,77%; un 11,16% más que el aumento que hubo en el mismo período del año pasado”.

El abogado experto en derechos del consumidor marcó que la “inmensa mayoría de los países de la tierra no tienen este porcentaje de inflación en el año que los argentinos tuvimos en 15 días” y sustentó que “en esta segunda quincena los incrementos van a ser muy importantes cuando se refleje el aumento de la devaluación del 12 de agosto, porque ya hay productos con subas de entre un 15% y un 30%”.

“La situación es muy complicada porque el proceso inflacionario continúa vigente y al mismo tiempo hay un proceso recesivo muy importante; los salarios de los trabajadores no aumentan en la misma proporción en que aumentan los precios, como tampoco lo hacen las jubilaciones y las pensiones”, sentenció Polino.

El presidente Mauricio Macri, decretó la semana pasada la eliminación del IVA a 13 productos de la canasta básica de alimentos luego de la devaluación del 30% de la moneda que se generó el lunes posterior a las PASO, como medida para intentar frenar el incremento en los precios.

Para Polino, “es una medida improvisada y electoralista porque no se le ocurrió a ningún funcionario público del Ejecutivo nacional aplicarla en estos 3 años y medio”.

“Evidentemente no creen en estas medidas a punto tal que las sacan después del resultado adverso de las elecciones y hasta el 31 de diciembre próximo; y además violando el artículo 99 de la Constitución que establece que el Ejecutivo no puede dictar decretos de necesidad y urgencia en distintas materias, entre las cuales está la materia tributaria, que es una tarea indelegable del Congreso Nacional”, indicó el abogado.

Y agregó que esto es grave “porque el IVA es un impuesto que se coparticipa con las provincias, de modo que la quita, hecha de manera apresurada y con una claro sentido electoralista, está desfinanciando parcialmente a las provincias que durante 4 meses se van a ver privadas de recursos y no se lo reemplaza de ninguna otra manera”.

Sobre esta medida especialmente, Polino consideró que “debió haber sido efectuado a través de las tarjetas de débito para que el consumidor pueda saber si le están aplicando el descuento”, y explicó que es difícil “advertir estos descuentos del IVA frente a la enorme dispersión de precios que hoy existe”, porque “nadie sabe cuál es el precio justo de un determinado producto” y hasta “en la misma manzana dos negocios distintos tienen el mismo producto con precios diferentes”.

“Además una buena parte de los alimentos se adquieren en comercios de proximidad, que generalmente son monotributistas, y que no pueden desagregar el IVA del costo final”, completó.

Sobre los jubilados, Polino indicó que “se ven perjudicados por el precio de los medicamentos que aumentaron hasta un 20% a partir del 10 de agosto de este año” por lo que afirmó que “hubiera sido interesante que se dicte una resolución llevando el precio de los medicamentos al 10 de agosto de este año, y que se prolongue hasta el 31 de diciembre próximo, por lo menos”.

Los números del CESO

El Centro de Estudios Scalabrini Ortiz sostuvo en su último informe que se registraron aumentos de hasta un 35% en la semana luego de la devaluación.

“Luego de la devaluación del tipo de cambio el índice de precios de supermercados (IPS-CESO) para comienzos de la tercera semana de agosto fue del 1,1% en relación a la semana anterior, y del 2,7% en relación al promedio de la tercera semana del mes pasado”, expresaron y agregaron que “la proyección de inflación mensual sería del 4%”.

En el informe, destacaron que hubo aumentos en varios productos de la canasta básica de más del 25%, entre “los que aparecen fideos secos con un 21,3%; bebidas sin alcohol como aguas con gas con un 16,9%; aceites de cocina, un 14,7%; jugos concentrados, un 15,3%; y galletitas dulces, 13%”.

Dejá tu comentario