Santa Fe | Centro de Justicia Penal | Ezeiza | Justicia | Ministerio Público de la Acusación | Rosario

Caso Marcos Guenchul: Los escalofriantes detalles de un crimen "absurdo"

En la audiencia imputativa de hoy la Justicia decretó que el joven detenido seguirá en prisión preventiva como coautor del homicidio del personal trainer. El fiscal expuso la mecánica del hecho

El joven detenido y acusado de ser coautor del homicidio de Marcos Guenchul el 23 de julio pasado en Sucre y Mendoza seguirá con prisión preventiva sin plazo y este martes se dieron a conocer detalles escalofriantes del plan criminal.

La medida fue pedida por el fiscal Adrián Spelta y dispuesta por jueza provincial María Trinidad Chiabrera en la audiencia que finalizó este mediodía en el Centro de Justicia Penal, con presencia de familiares de la víctima.

Santiago Caio Soso, el sospechoso de 31 años detenido cuando intentaba huir del país desde el aeropuerto internacional de Ezeiza, manejaba el auto desde donde se ejecutó el plan criminal contra Guenchul, de 32 años.

El fiscal Spelta aseguró que gracias a las cámaras de seguridad y a un chofer de la línea K de troles se pudo reconstruir las acciones de los dos criminales.

Soso y su cómplice, aún no identificado, esperaron 49 minutos a que el personal trainer dejara el gimnasio donde trabajaba en Sucre y Mendoza.

El individuo detenido la semana pasada y transportado a Rosario se quedó dentro del auto pero la otra persona abordó a Guenchul. “Lo esperan a Marcos y no para robarle”, señaló la acusación.

“Lo aborda cuando llega la línea K y lo traslada por Sucre hacia el sur en forma violenta. Le da dos disparos después de robarle la mochila y uno de ellos impactó en la cabeza de la víctima”, dijo el fiscal en conferencia de prensa tras la audiencia.

Spelta explicó que el chofer del trole no vio una discusión entre las dos personas sino una “amenaza” y como el agresor “saca a la víctima hacia una zona más oscura”.

Según la acusación, la ex mujer de Guenchul y madre de una nena de ambos es la actual pareja de Soso. El personal trainer había formulado denuncias contra ella y de esa manera había logrado tener visitas a su hija. “Eso generó un malestar en la pareja y es el móvil más que fuerte tenemos”, dijo el fiscal.

“Parece un móvil irracional y lo es. Pero a pesar del móvil irracional, la investigación lo señala (a Soso) en el lugar de los hechos y con su propio vehículo”, imputó Spelta.

La parte acusadora en el juicio agregó que además de su auto se detectó la presencia de su celular mediante antena de telefonía.

La calificación de coautor del homicidio es porque Soso manejaba el vehículo de su propiedad. “Uno se queda en el auto y el otro se baja. Se dividen los roles y hubo un plan para quitarle la vida a Marcos”, precisó Spelta.

“También planificaron la huida. Se alejaron por Avellaneda, tomaron por Perón y avenida Francia. La última cámara que los registra es la de Francia y Seguí, a seis cuadras de la casa que él tenía y antes de llegar al Distrito Sudoeste”, puntualizó el integrante del Ministerio Público de la Acusación (MPA).

El fiscal dijo que la actual pareja de Soso y ex de Guenchul “prestó una declaración testimonial” y momentáneamente es testigo.

Apuntó que tanto Soso como su mujer “descartaron” sus celulares después del crimen. El hombre de 31 años lo hizo el 23 de julio y ella cambió el aparato. “Antes del 26 de julio el celular de ella no tenía mensaje alguno; hubo una maniobra evasiva”, dijo.

Sin embargo, la mujer “es testigo, no está en el lugar de los hechos ni es la dueña del vehículo utilizado”. Soso, por su parte, no declaró y seguirá en prisión preventiva sin plazo.

Dejá tu comentario