Actualidad |

Cayó el prófugo de la efedrina Alberto Salvador "Negro" López. 24 de septiembre de 2018 (perfil)


El empresario está condenado a 6 años de prisión por integrar una banda que vendió 2302 kilos de efedrina al mercado negro, donde se desviaba al narcotráfico.


El empresario Alberto Salvador "Negro" López, condenado por tráfico de efedrina y prófugo de la Justicia desde hacía catorce meses, fue capturado este lunes en la vía pública, confirmaron fuentes.  La Policía Federal detuvo al prófugo en Rivadavia y Reconquista, en la localidad de Haedo, provincia de Buenos Aires.


La Justicia buscaba a López desde julio de 2017, cuando se dio a la fuga. Desde entonces el fiscal Diego Luciani y los jueces del Tribunal Oral Federal número 4 coordinaron su búsqueda con la división de Análisis y Perspectiva del Narcotráfico de la Policía Federal. Se intervinieron los teléfonos de sus allegados y familiares, informaron fuentes del caso.


El empresario vendió junto a sus socios 2.302 kilos de efedrina desviadas al mercado negro, donde es codiciada por el narcotráfico para la elaboración de metanfetaminas. Los nexos de carteles mexicanos que se habían instalado en el país, atraídos por la facilidad de obtener efedrina y fabricar drogas de diseño.


La primera vez que el fiscal Luciani pidió la detención de López fue en agosto de 2014. Pero el tribunal decidió esperar a que la condena estuviera firme. El caso expuso las conexiones entre los servicios de inteligencia, la política, el gobierno kirchnerista y el narcotráfico. Otros dos miembros del grupo dedicado a la compra-venta de efedrina tenían llamados a la Casa Rosada; López hacía negocios con el Estado y tenía contactos políticos.


El "Negro" López tiene una condena de seis años pero recién en febrero de 2017, la Cámara de Casación confirmó la sentencia. Los jueces Gustavo Hornos, Mariano Borinsky y Ana María Figueroa sumaron cargos contra los acusados, como había solicitado la fiscalía. Entonces, el fiscal Luciani volvió a solicitar su detención ante el TOF 4.  López incluso estaba denunciado por presuntas amenazas a un testigo del juicio.


En julio, cinco meses después, los jueces María Gabriela López Iñíguez, Néstor Guillermo Costabel y Pablo Bertuzzi hicieron efectiva la orden de detener a López. Cuando lo fueron a buscar, el empresario ya no estaba. Hoy, finalmente, fue apresado. En el caso queda otro prófugo desde 2009, Josué Fuks.

Dejá tu comentario