Actualidad | sexo

Claves para tener una noche ardiente

En pareja o algo ocasional, estos tips van a encender la llama para una noche a pura pasión.

Ya sea en pareja o algo ocasional, muchas veces el sexo cae en la monotonía y en los lugares comunes. Con estos tips vas a poder volver a despertar el deseo y tener una noche ardiente.

1. Pensar en la ropa

Pueden ir a un sex shop y comprar algún disfraz erótico, o simplemente vestirse de gala como para tener una cita importante, aunque el plan sea comer en casa. Hay que pensar en los detalles a la hora de pasar una noche intensa.

2. Hacer un streaptease

Una vez admirada la ropa.. ¡Es hora de sacársela! Jugar al streaptease puede ser de lo más divertido y erótico que una pareja puede hacer.

Incluso pueden hacerlo justo después de la cena, y jugando, si es que les gusta beber un poco. Solo necesita tener un trago cada uno y un dado. Por turnos tiran el dado: si sale número par hay que tomar, si sale impar quitarse una prenda de ropa.

En general, nadie llega a terminar este juego sin estar con poco ardiente de deseo.

3. Salir de la cama

¿Quién dice que sólo se puede tener sexo en la cama? Tener sexo en cualquier lugar de la casa puede ser una de las cosas que reavive la pasión en la pareja.

Usar la imaginación es la clave para salir de la rutina.

4. Preparar el terreno

Si están fuera de casa o no viven juntos y van a encontrarse, no dudes en ir calentando el terreno antes del encuentro. Empieza a decirle a la persona las cosas que tienes ganas de hacer, hazle una caricia insinuante, dale algún beso apasionado.

Al momento de verse, los dos se estarán muriendo de ganas de estar juntos.

5. Extender “la previa”

Una idea muy intensa (tanto que la llaman “la bomba”) es extender el “juego previo” de tal modo que, hasta que no suene una alarma puesta previamente, no puede haber estimulación directa de los genitales. Pueden ser unos 20 minutos o media hora.

Así, se obligan a explorar otras partes del cuerpo, a disfrutarse y conocerse, posiblemente encuentren zonas erógenas de sus cuerpos que ni recordaban. Y cuando suena la alarma… ¡Bomba de placer!

Temas

Dejá tu comentario