Archivo |

Crónica detallada: “Por tercera vez Agustín Rossi fue agredido por ruralistas”

El presidente del bloque del Frente para la Victoria en el Congreso Nacional fue blanco de un virulento ataque en la ciudad de Reconquista el pasado viernes • En esta ocasión, no fue agredido físicamente, pero sí arrojaron huevos y volvieron a destruir un automóvil • Los inadaptados eran de Malabrigo, localidad ubicada a 80 kilómetros de donde se produjo el hecho. Notas Relacionadas:Balestrini: “Los ataques a Rossi son producto de la subversión de los valores democráticos”Santa Fe: Zabalza repudió la agresión sufrida por el diputado Agustín Rossi Rubeo: Junto al compañero Rossi defendemos ideas y convicciones Alberto Cejas repudia actos de violencia perpetrados contra el Diputado Nacional Agustín Rossi Rossi jamás utilizó la agresión, hasta podría considerarse uno de los hombres más pacíficos y dispuesto al diálogo del kirchnerismo… entonces, si hay violencia para con los pacíficos…, ¿qué guardan para los violentos? Por tercera vez: paso a paso El diputado Agustín Rossi y su equipo, estuvieron hasta el mediodía del jueves 21 de mayo en la ciudad de Buenos Aires, a la tarde viajaron a Rosario y luego a Santa Fe, donde realizaron actividades en los barrios de Yapeyú y en la seccional subtercera; y dieron dos entrevistas: a Carlos Delicia, periodista de Sin Mordaza y a Luís Osvaldo “Coni” Cherep, director editorial del diario digital Notife.com. En Villa Ocampo Arribaron alrededor de las tres de la mañana del último viernes a esta localidad ubicada a 410 kilómetros al norte de la capital, cerca de Reconquista. Durante la mañana, el diputado y su equipo de trabajo se dirigieron a la empresa Inaza Sociedad Anónima, institución que proporcionó ayuda para un crédito de capital de trabajo que los productores necesitaban, para salir adelante debido a la sequía que está golpeando fuertemente sus cosechas. Allí dialogaron con obreros del azúcar, con representantes del Centro Comercial Industrial y con dos empresas particulares: una desmotadora de algodón y una frigorífica. En la reunión se tocaron distintos temas, se dialogó buscando soluciones pertinentes a aquellos casos más urgentes, como dar una mano para conseguir planes RETRO (de $600 mensuales) para los trabajadores que más lo necesitaran. Más tarde participaron de una reunión partidaria y otra –departamental- con dirigentes políticos, donde dialogaron acerca de cuestiones relativas a la organización de los aspectos políticos de la campaña. En Reconquista Ya en Reconquista, se dirigieron a la empresa “Algodonera Santa Fe”, donde el propio Rossi había sido quien procurara planes RETRO, para más de 130 trabajadores a cambio de que no se cerrara esa fuente de trabajo. Por otro lado, se interesó sobre una deuda que la misma mantiene con un Banco de Buenos Aires. Alrededor a las 16:45 de la tarde, se enteraron de que habría posibilidades de que un grupo pequeños de productores de Malabrigo, realizasen alguna acción puesto que estaban reunidos en la plaza Sarmiento. Un reportero de la radio de Eduardo Raffín le preguntó al llegar que “si los productores solicitaba una reunión con Rossi, él se las iba a conceder”, a lo que le respondió afirmativamente; pero los ruralistas no llevaron a cabo ninguna petición. La reunión se llevó a cabo en la sede de la Asociación para el Desarrollo Productivo. Allí se encontraban: los Intendentes y los Presidentes Comunales de los 15 distritos; los delegados del Concejo Asesor que están constituidos por instituciones de la Sociedad Civil del Desarrollo Productivo de la zona; autoconvocados de la Sociedad Rural de Reconquista; técnicos del INTA; la Unión Agrícola de Avellaneda -que es la cooperativa más grande de la región-, junto con el Presidente del Concejo de Avellaneda, y Concejales tanto radicales como justicialistas de dicha ciudad. “Fue una reunión muy importante debido situación de sequía que se está viviendo en la provincia”. Se dialogó sobre varias cuestiones; algunos temas más complejos que otros, como la política de carne donde se buscan soluciones inmediatas. Además, se trató de puntos muy concretos, por ejemplo, aquellos ruralistas que están necesitando maíz para el ganado, para lo cual se esbozó un plan con el fin de que el gobierno entregue subsidios al norte santafesino. También se habló sobre los problemas del Banco Nación y, Agustín Rossi, se ofreció para buscar soluciones al problema de la deuda que acarrean los productores. A su vez, se dialogó con productores que se encuentran al límite de la subsistencia, por lo que se está trabajando la gestión de forma mancomunada entre la Secretaría de Agricultura y el diputado kichnerista. El tema matriz de la reunión, fue la sequía que está golpeando fuertemente sobre todo al norte santafesino y a los productores y también, otros temas que llevan más tiempo de gestión: el riego, los bajos submericionales, el gas y el acueducto. Ante los múltiples puntos que se tocaron, Rossi aclaró que iba aponer todo su empeño en solucionar todos aquellos que tenía a mano. El virulento ataque En plena reunión, se fue juntando gente afuera, alrededor de 80 personas, acompañados por la policía que se encargaba de cercar el lugar. A pesar de que se informó en diversas oportunidades que Rossi y su equipo estaban predispuestos para realizar una reunión si así lo solicitaban, las intensiones de los productores estaban muy lejos de eso; ellos ya estaban plenamente organizados y hasta habían ido a comprar los huevos. Entretanto, el jefe de la policía que se hallada en el lugar les advirtió que no se justificaba su actitud y que iban a generar una situación que no iba a beneficiar a nadie. Por su parte, ellos prometieron que no iba a haber ningún acto de violencia, pero mientras tanto siguieron armando el brutal escrache. Eran cerca de las 19 horas. La reunión ya estaba concluyendo. El presidente del bloque del FPV y su equipo, habiéndose percatado de la situación, empezaron a planificar minuciosamente la salida: un colaborador decidió colocar el automóvil en la puerta del lugar donde se hallaban. Cuando salió Rossi, ya adentro de su automóvil, comenzó el escarche. Hubo puñetazos y huevos en agresión al diputado santafesino. En este caso, a diferencia de la vez anterior, la policía actúo decididamente tratando de que el hecho no pase a otro nivel de ataque. Sin embargo, el nivel de violencia fue mayor que el incidente en Laguna Paiva y se vio reflejado desde la organización hasta la cuestión verbal. El hecho se produjo en un marco de pasividad del resto de la población. Más tarde, Rossi participó de un acto de campaña en esa ciudad con la presencia de 300 personas. De quien se sospecha Aunque el caso todavía no está esclarecido, todos los ojos están puestos en el hermano del intendente de Malabrigo, el productor de Malabrigo Raúl Zorzón. Para ser más claros, el hermano del Intendente, por diferencias políticas claro está, sería el primer sospechoso de incendiar un camping produciendo pérdidas por 30.000 pesos. Este personaje de conductas antidemocráticas, encabezaba a los ruralistas que agredieron al diputado nacional Agustín Rossi. Para tener en cuenta: El lunes 14 de julio de 2008 se produjo un incendio en el camping Municipal de Malabrigo, ubicado a 17 kilómetros de la ciudad. El encargado del camping expresó en su momento que creía que el hecho había sido intencional, por las pérdidas producidas, valuadas en unos 30.000 pesos. Entre ellas se perdieron dos heladeras de cuatro puertas, una familiar, una cocina, 15 tablones y sillas, además de todos los artículos para cocinar y la vajilla completa. Se sabe que el intendente, Amado Zorzón estaba con el bloque oficialista a favor del artículo 125 bis que reglaban las retenciones para el sector agrícola y su hermano se inclinaba a favor de los ruralistas, es por eso que, según conjeturas, se habla de que éste hombre sería el culpable del ilícito. En virtud de lo dicho se desprende que es posible que este individuo haya dirigido o formado parte del escrache al diputado Agustín Rossi, puesto que no sería la primera vez que realiza un acto semejante. Para recordar: El primer escrache en Rosario Hace poco más de un año, el 11 de mayo de 2008, Agustín Rossi fue víctima de una agresión sufrida en su propio domicilio, ante la vista de sus familiares. El acto fue encabezado por el presidente y el vicepresidente de la Sociedad Rural de Rosario, Jorge Ugoloni y Miguel Calvo respectivamente y fue producto del complejo conflicto de intereses que el bloque oficialista, mantenía el sector agropecuario en ese momento del país. Los agresores lo insultaron descaradamente solicitándole la renuncia como diputado nacional. Laguna Paiva: el segundo El 2 de febrero de este año, Rossi volvió a recibir un brutal escrache en Laguna Paiva, localidad ubicada a 50 kilómetros de Santa Fe, al salir de la municipalidad con motivo de una visita a Norberto Trossero, su intendente. En esta ocasión una treintena de productores rurales arrojó huevos, tomates y hasta bosta de caballo al jefe del bloque de diputados para el FPV al tiempo que otros golpeaban su automóvil. En síntesis Si bien lo antedicho no es otra cosa que una cronología de lo sucedido, cabe aclarar que el Diputado Agustín Rossi mantuvo encuentros con diversos integrantes representativos de todos los sectores que componen la sociedad, de acuerdo a reuniones y agendas programadas con anticipación y sin tener que lamentar ningún tipo de inconvenientes. Si existieron diferencias, se hablaron, hasta que aparecieron los inadaptados ya conocidos por todos que, lejos de sentarse a la mesa de discusiones y propuestas, intentan de manera antidemocrática imponer sus intereses, cambiando debate por patoterismo.

Dejá tu comentario