Distanciamiento 18 de junio 2020
Nacionales | coronavirus | Educación | Nicolás Trotta

Educación en tiempos de coronavirus: ya se presentó un protocolo para la vuelta a clases

El proyecto fue presentado por el ministro de Educación, Nicolás Trotta. Contempla las clases presenciales en las jurisdicciones con baja o nula circulación de coronavirus

A casi 100 días de entrar en cuarentena, el Ministerio de Educación de la Nación presentó el protocolo para la vuelta a las escuelas con una lineamientos detallados y exhaustivos sobre distanciamiento, higiene y presencia alternada.

Nicolás Trotta confirmó que se trabaja para que en agosto vuelvan las clases presenciales en aquellas jurisdicciones que presenten baja o nula circulación de coronavirus.

El documento tiene dos instancias: “antes” y “después” de abrir la escuela. Primero, se contempla la capacitación del personal docente y no docente, además de acondicionar la infraestructura y las instalaciones así como determinar la cantidad y disposición de estudiantes y la alternancia horaria y diaria para la asistencia.

El segundo punto se refiere a la rutina de ingreso y egreso de la escuela, como medidas como el distanciamiento social de 2 metros; el uso obligatorio de tapabocas y la creación de modelos aúlicos denominados "burbuja" en los que se respete la distancia de 1,5 metros entre los alumnos dentro del aula. No se podrá realizarán eventos o reuniones dentro de los establecimientos y habrá que mantener ventilación natural en todas las instalaciones. “Si se detecta un caso confirmado o sospechoso se suspenderán las clases por un día para realizar desinfección exhaustiva”, recomiendan las autoridades.

Te puede interesar: Confirmaron el regreso a clases en la provincia

El trabajo, presentado en conjunto con el Consejo Asesor, para el regreso presencial a las aulas será tratado en una próxima reunión del Consejo Federal de Educación, y luego en el ámbito del Consejo de Universidades.

En conferencia de prensa, el ministro aseguró que espera sea aprobado la semana que viene y por unanimidad. El protocolo será de cumplimiento obligatorio para todo el sistema educativo argentino, que moviliza a más de 15 millones de personas, y contiene los lineamientos que se adaptarán a las realidades locales, más allá de aquellos que las propias provincias o casas de estudio apliquen.

Es un trabajo que busca derribar los lógicos temores y generar una conciencia colectiva de cuidados para disminuir las posibilidades de contagio.

Por su parte, Diego Golombek, director del INET y responsable del consejo asesor, señaló: “Es fundamental hacer la distinción entre protocolos que son obligatorios y recomendaciones que serán adaptadas a cada jurisdicción. También estamos trabajando en protocolos para aplicar en el transporte público y el escolar, así como elaborando recomendaciones para modalidades educativas específicas como la artística, educación técnico profesional (ETP), educación física, educación especial, educación en contextos de encierro, escuelas y facultades de salud”.

Lineamientos para el regreso a las aulas

Antes de abrir las puertas:

- Capacitar a todo el personal docente y no docente, así como preparar a las familias a través de una campaña en las cuestiones sanitarias básicas relacionadas con COVID-19 y la reapertura de las aulas;

- Articular a las escuelas con el sistema local de atención de salud;

- Desarrollar un plan de mantenimiento preventivo de las instalaciones;

- Asegurarse de contar con los insumos necesarios (elementos, materiales, equipamiento, mobiliario) según protocolo vigente;

- Debe asegurarse el acceso a agua potable, jabón, toallas de papel descartables y cestos de basura;

- Se debe garantizar provisión de alcohol en gel, o alcohol 70°, en todas las instalaciones;

- Adecuar las aulas y espacios comunes para lograr el distanciamiento físico necesario;

- Determinar la cantidad y disposición de estudiantes y la alternancia horaria y diaria para la asistencia;

- Colocar la señalética adecuada.

Una vez abiertas las puertas:

- Establecer protocolos de ingreso y egreso de los establecimientos;

- Diseñar protocolos de uso de transporte público y escolar escalonado y que aseguren las condiciones sanitarias básicas para el traslado;

- Mantener en todo momento el distanciamiento social de 2 metros; en recintos con los alumnos sentados -con tapabocas- será de 1,5 metros para nivel primario en adelante;

- Cumplir con los protocolos sanitarios ante la confirmación de un caso o de un contacto estrecho con caso confirmado de cualquier persona que haya estado en el establecimiento educativo;

- Desarrollar estrategias para que quienes no puedan asistir a la escuela en las instancias presenciales puedan continuarlas en condiciones de mayor equidad posible de manera virtual;

- Será obligatorio el uso correcto de un tapabocas casero que cubra boca, nariz y mentón;

- Determinar acciones para el personal y estudiantes en condiciones de riesgo, que no puedan asistir a las instituciones, garantizando el derecho al trabajo y a la educación;

- No se realizarán eventos o reuniones dentro de los establecimientos;

- Mantener ventilación natural en todas las instalaciones;

- Realizar limpieza y desinfección constantes, especialmente en zonas de mayor contacto y circulación, y con cada cambio de turno;

- Si se detecta un caso confirmado o sospechoso se suspenderán las clases por un día para realizar desinfección exhaustiva.

Salud y  Movimiento

Dejá tu comentario