Nacionales | Ezeiza | Justicia

El Estado resarcirá a una víctima de violencia de género

En marzo de 2017, Luis Palavecino acuchilló a Olga Díaz en su hogar y la mujer no contaba con ninguna medida de protección a pesar de las numerosas denuncias había realizado desde el año 2002.

El hombre fue finalmente condenado a 20 años de prisión y el Estado argentino reconoció en un convenio internacional su responsabilidad por el deficiente tratamiento judicial.

Olga Díaz es jubilada, tiene 63 años y hace dos años y medio pudo haber sido una víctima más de femicidio. Con Luis Palavecino había compartido un matrimonio de 36 años y cuatro hijos.

La mujer ya lo había denunciado por violencia de género en reiteradas ocasiones desde el año 2002 pero la Justicia nunca dictó las medidas de protección necesarias. Olga se salvó de milagro: su marido terminó apuñalándola en marzo de 2017, en una tentativa de femicidio. Estuvo 45 días en terapia intensiva y varios meses en rehabilitación.

El individuo fue condenado finalmente a 20 años de prisión y cumple la pena en el Penal de Ezeiza.

Este miércoles, Olga firmó un acuerdo de solución amistosa con el Estado nacional, en el marco de la denuncia que hizo por su caso la Defensoría General de la Nación ante el Comité de la Convención Internacional para la Eliminación de toda forma de Discriminación contra la Mujer (Comité CEDAW, por su sigla en inglés).

El Estado argentino reconoció en aquel convenio su responsabilidad internacional por el deficiente tratamiento judicial que le dio y que significó una vulneración de tratados internacionales que fijan el deber de los funcionarios de actuar diligentemente para prevenir la violencia de género.

El acuerdo establece que Estado “se compromete a brindarle a Olga del Rosario Díaz una reparación pecuniaria y pone a su disposición un equipo interdisciplinario para brindarle asistencia integral, incluida el acceso a derechos sociales, subsidios o reconocimientos que puedan corresponder a favor suyo y de sus hijos”, precisó la Defensoría en el comunicado.

“Hoy es un día muy importante. Me gustaría ser la voz de las que ya no pueden hablar. Esas mujeres no fueron escuchadas y yo fui una de ellas. Soy tan solo una sobreviviente”, expresó Olga Díaz

Dejá tu comentario