Actualidad | El Marginal | Esteban Lamothe | Gerardo Romano | TV Pública

El Marginal estrenó su tercera temporada

El Marginal estrenó anoche su tercera temporada por la pantalla de la TV Pública y arrasó.

La ficción de Sebastián Ortega alcanzó picos de más de 14 puntos de rating y promedió 13,5 puntos, lo que le permitió ganar su franja horaria de las 22.

El rating conseguido anoche fue el más alto que logró el programa en un primer capítulo. En 2016 había estrenado con un promedio de 2,2 puntos de rating, un número muy significativo para la grilla de la TV Pública. En 2018 llegó su segunda temporada y su desembarco generó más expectativa y obtuvo 9,6 puntos con pico de 11,3 puntos.

La nueva entrega de ocho capítulos que da cierre a la tira, se sitúa temporalmente dos años después del "motín de las palomas" y uno antes del secuestro de Luna, la hija del juez Lunati. Los hermanos Borges, Mario (Claudio Rissi) y Diosito ( Nicolás Furtado ), han consolidado su poder en el penal tras derrotar a El Sapo (Roly Serrano) y tienen un plan para obtener el dinero que necesitan para "comprar" su libertad. Ejercen el control pero afloran en ellos varios conflictos personales. Además a pedido del alcaide Antín (Gerardo Romano) deben proteger a un recién llegado, un joven de 20 años ( Lorenzo Ferro , el protagonista de El ángel), hijo de un acaudalado empresario.

"El personaje de Ferro es un chico de 20 años que tuvo la imprudencia y la desgracia de manejar un auto mientras él y sus amigos toman alcohol y provocan un cruento accidente de tránsito. El episodio se filma, queda viralizado y determina la condena del personaje. La condena social impide que el padre pueda hacerlo zafar de la cárcel. Y el chico entra con un nivel de gran ingenuidad a la selva que es San Onofre. Allí empieza a construir su propio personaje con la protección de Diosito y los tipos más poderosos del penal. Eso ya muestra un punto de vista diferente al que podían tener los personajes de Juan Minujín o de Esteban Lamothe en las temporadas previas", contó Ortega

Dejá tu comentario