Santa Fe | Justicia | Río Paraná

El padre de Carlos Orellano dijo que va a buscar y exigir que se haga Justicia

Aseguró que, luego de sacarlo del boliche, "lo apretaron contra la baranda" y "cayó desmayado al agua".

Edgardo Orellano, padre del muchacho de 23 años que apareció sin vida en el río luego de ir a bailar a un boliche de La Fluvial, aseguró que a su hijo "lo amansaron y lo sacaron a trompadas" del VIP el personal de seguridad, y que finalmente "lo apretaron contra la baranda" y "cayó desmayado al agua".

Esa es la versión que sostiene el padre de Carlos Orellano, que era buscado desde la madrugada del lunes y que hoy fue encontrado en el río Paraná, detrás de La Fluvial. "Su delito fue haber entrado al VIP sin la pulsera", sentenció, confiado en el testimonio de los amigos de su hijo, que lo acompañaron esa noche en Ming.

También puedes leer: Clausuran boliche donde fue visto por última vez un joven que apareció muerto

"Me siento como un padre al que le arrebataron a un hijo por una pulsera. Su delito fue haber entrado al VIP sin la pulsera", dijo, y detalló que "en vez de pedirle que se retirara lo empujaron de arriba de la tarima del mismo VIP, lo golpearon contra el piso, él se enojó y ahí lo amansaron y lo sacaron a las trompadas desde el boliche para acá".

Dijo que luego habría sido llevado por los patovicas al muelle 3, la escalera por donde se accede a la lancha que va a la isla. "Lo apretaron contra la baranda y él pasó para el otro lado. Ahí no se sabe si lo empujaron o si le pegaron una trompada y cayó desmayado al agua".

También puedes leer: Carlos Orellano: analizan rastros de sangre hallados afuera del boliche

Edgardo también indicó que en la seccional 2ª "dijeron que no había denuncias sobre la desaparición y sí estaban. Algo quisieron ocultar".

"Voy a buscar y exigir que se haga Justicia y a que estos les den cadena perpetua, la vida ya se me fue, sólo me queda pelear", concluyó.

Salud y  Movimiento

Dejá tu comentario