Deportes |

Guillermo Barros Schelotto, de incógnito en el predio de Estudiantes.10 de setiembre de 2018 (elintransigente)

El entrenador de Boca, identificado con Gimnasia y Esgrima de La Plata, se camufló para pasar desapercibido pero las cámaras lo detectaron.

La fecha FIFA  le permitió tener libre el fin de semana a la mayoría de los planteles del fútbol argentino. Entre estos equipos estuvo Boca, que jugó ante San Martín de Tucumán el pasado el viernes en Formosa y tanto los jugadores como el cuerpo técnico tuvieron libre el sábado y el domingo.

Guillermo Barros Schelotto aprovechó el día de domingo de la mejor manera. El entrenador de Boca fue junto con otro familiar a ver a uno de sus hijos, Nicolás Barros Schelotto. El hijo del director técnico Xeneize  juega en las inferiores de Gimnasia y Esgrima de La Plata.

Este fin de semana le tocó jugar nada más ni nada menos que ante Estudiantes de La Plata. El duelo entre las divisiones inferiores del Lobo y el Pincha se llevó a cabo en el Country Club de City Bell, por lo que los Barros Schelotto lejos estaban de ser locales.

Esto generó un look particular del director técnico. Guillermo intentó pasar desapercibido y lució unos anteojos negros con una capucha y era irreconocible. Sin embargo, la cuenta de Twitter, Inferiores Platenses, lo detectó y publicó su imagen. De todas maneras, el director técnico no le trajo suerte a su hijo, la categoría 2006 de Gimnasia perdió el clásico 1-0 con Estudiantes, aunque tuvo el apoyo de su padre.

Dejá tu comentario