de pie
Actualidad | Diego Maradona | Matías Morla

Habló Magalí, la supuesta sexta hija de Diego Maradona

"No voy a parar hasta saber si Diego es mi papá biológico", aseguró la joven de 25 años. Emitió un comunicado escrito y uno audiovisual en su Instagram.

Magalí Gil tiene 25 y desde 2019 inició en la Justicia una demanda de filiación para conocer la verdad sobre su identidad.

Tras la muerte de Diego Maradona, ocurrida hace una semana, la joven habló en público por primera vez y anunció que quiere saber si es hija biológica del Diez.

“Siempre tuve conocimiento de que había sido adoptada y el nombre de mi madre biológica. Lo que nunca supe es quién era mi padre. La sorpresa de la noticia me conmovie. En primer lugar quiero contarles que mi búsqueda siempre fue la misma, nunca tuvo una desviación: siempre fue tan simple como resolver mi identidad, saber si Diego Maradona es mi padre biológico. Esto es un derecho universal, que nos corresponde a todas las personas del mundo. Por lo tanto pido, exijo, que este tema sea tratado con el respeto que se merece, ¿sí?”, comienza en el video.

Magalí Gil nació a fines de 1995 y a los pocos días fue abandonada. Un matrimonio la adoptó y nunca quiso contactar a su madre biológica. Hace dos años atrás, su progenitora le aseguró: “Diego Maradona es su papá”.

Ella asegura que fue un shock total y que, si bien al principio la noticia la paralizó, comenzó al poco tiempo la búsqueda de su verdadera identidad y ese es su objetivo: conocer la verdad sin intención alguna de hacerse famosa.

De hecho, dijo que no la moviliza el dinero que podría obtener de la herencia de Diego.

Representada por el abogado Marcelo Izquierdo, "intenté acercarme por intermedio de su letrado (Matías Morla), y al principio fui recibida con buen trato. Sin embargo, todas las promesas de que colaborarían conmigo se vieron frustradas y no quedó otra alternativa que iniciar acciones judiciales".

Además de la de Magalí, se cursa otra demanda filiatoria correspondiente a Santiago Lara, un joven de 20 años que exige la exhumación del cuerpo para realizar los estudios que permitan conocer si existe parentesco.

Salud y  Movimiento

Dejá tu comentario