Actualidad |

 Prueban una vacuna más efectiva contra la nicotina

Crea anticuerpos que hacen que el sistema de recompensa del cerebro no reaccione ante esta sustancia.

Un equipo de científicos del Instituto Scripps de Investigación en Estados Unidos creó una nueva vacuna contra la nicotina que “desactiva” el sistema de recompensa del cerebro ante el consumo de esta sustancia.

En concreto, este tipo de vacunas preparan al organismo para que perciba la nicotina como un invasor externo, explican los investigadores en el artículo publicado en “Journal of Medicinal Chemistry”, la revista de la Sociedad Química Americana.

Para desencadenar esta respuesta inmunitaria, los científicos enlazaron derivados de la nicotina, conocidos como haptenos, a una proteína portadora cuya molécula es más grande y que ya se utilizó en otras vacunas aprobadas.

De este modo, una vez aplicada la vacuna, el organismo crea anticuerpos que se enlazan específicamente a moléculas de nicotina. Cuando una persona consume posteriormente tabaco, los anticuerpos contra la nicotina impiden que las moléculas de ésta penetren en el sistema nervioso central y que lleguen al cerebro.

“Aunque la vacuna no sería una solución definitiva, porque el paciente aún presentaría síntomas del síndrome de abstinencia, la persona podría sentir una menor tentación de volver a fumar porque el sistema de recompensa del cerebro ya no reaccionaría ante la nicotina”, explican los autores del trabajo, liderados por el químico Kim Janda.

INTENTO PREVIO

Hace algunos años, una anterior vacuna contra la nicotina fracasó en los ensayos clínicos. El problema era que solo funcionaba en el 30 por ciento de los pacientes, ya que actuaba poco selectivamente.

Hay dos variedades de nicotina: la dextrógira y la levógira. Si bien el 99 por ciento de la nicotina encontrada en el tabaco es de la variedad levógira, la anterior vacuna promovía anticuerpos contra las dos. Esto puede parecer una ventaja, pero en la práctica se tradujo en un “despilfarro” de respuesta inmunitaria y una consecuente menor actividad contra la nicotina en general.

Ahora, los investigadores del Instituto Scripps lograron una respuesta más selectiva y contundente de los anticuerpos, creando una vacuna que actúa sólo contra los haptenos levógiros.

Luego de testear en ratas tres preparados (uno que actuaba sólo contra el hapteno dextrógiro, otro que actuaba sólo contra el hapteno levógiro, y otro que actuaba contra ambos), los autores del trabajo comprobaron que en comparación con la vacuna contra el hapteno dextrógiro, la vacuna que actuaba sólo contra el hapteno levógiro hizo que el cuerpo crease cuatro veces más anticuerpos contra las moléculas de nicotina levógiras. En tanto, la mezcla al 50 por ciento (mitad hapteno dextrógiro, mitad hapteno levógiro) mostró solo un 60 por ciento de eficacia respecto a la versión levógira pura.

Dejá tu comentario