de pie
Antonio Rico | población | Losada | socialismo

La población durante las elecciones

Una población que consume otros medios de comunicación, que se informa de otra manera o no se informa.

En diálogo con el periodista y director de Agencia DERF, Antonio Rico, Roberto Caferra, periodista de Radio2 sostuvo que "nos cuesta mucho anticiparnos a los movimientos. Es difícil medir. Hay una población que vota que no accede al encuestador, no se moviliza detrás de un candidato, que no lo dice públicamente. Los micro climas periodísticos son una cosa, militando, Rossi pensaba que lo iban a votar. Una población que consume otros medios de comunicación, que se informa de otra manera o no se informa".

Y añadió: "El perfil del político estadista, preparado, el abogado, el doctor que solucionaba los problemas, se desmoronó, el burócrata también, que fuma debajo del agua buscando soluciones, que sabe del manejo del Estado. La gente no lo vota porque no tiene carisma. Vota a un artista popular, alguien con carisma. O deciden cuando van. Hay gente que no sabe a quién ni dónde vota".

"El 60% de los jóvenes son pobres. En diez años, con escolaridad precaria, todo precario… va a elegir al artista que escucha, a la cara bonita, a un emblema estético", sostuvo Caferra.

Y agregó: "Los publicistas políticos hablan de los ojos celestes claros como emblema de confianza, de ambición. Nosotros los morochos argentinos confiamos en el tipo de ojos claros. Son ilusiones del marketing político".

El Socialismo se juega el orgullo en el medio del dolor y el duelo. De volver a ser un partido que pueda reemplazar a sus grandes figuras. Fallecieron tres: una muy maltratada por las internas como Héctor Caballero, que terminó en el PJ, Hermes Binner y Miguel Lifschitz. Necesitamos una mirada que nos saque de la grieta, una tercera posición. “Ni yanquis, ni marxistas, peronistas”. El socialismo, cacheteado, tiene una impronta de gestión que dejó Lifschitz para salir de la mirada de sí o no a Macri y Cristina. El Socialismo se juega el orgullo en el medio del dolor y el duelo. De volver a ser un partido que pueda reemplazar a sus grandes figuras. Fallecieron tres: una muy maltratada por las internas como Héctor Caballero, que terminó en el PJ, Hermes Binner y Miguel Lifschitz. Necesitamos una mirada que nos saque de la grieta, una tercera posición. “Ni yanquis, ni marxistas, peronistas”. El socialismo, cacheteado, tiene una impronta de gestión que dejó Lifschitz para salir de la mirada de sí o no a Macri y Cristina.

En otro tramo de su alocución, Caferra sostuvo que: "Carolina Losada no está preparada para debatir cosas del Estado, va a tener problemas ahí. Lewandowski aprendió rápido y Clara García lo sabe hace rato".

"Los votos de Pullaro. El radicalismo nace y renace con Pullaro. Esa orden está. Y son muy fuertes distritalmente los radicales. Fue ministro de Seguridad con apoyo, no hubiera ido a Juntos por el Cambio si Miguel Lifschitz estuviera vivo".

Los votos de Pullaro no van a ir a Carolina Losada. Hay que ver qué hace el radical… cuando pide en la previa. Pullaro no reconoce la derrota y quiere ganar tiempo y discutir cosas con Julián Galdeano. No sé si lo votará a Clara García o a Marcelo Lewandowski. Pullaro no tiene techo todavía. Fue pendejo cuando fue ministro de Seguridad, lo amenazó un narco y manejó siempre sin custodia. Tiene temple para esa pelea.

"El rosarino tiene un voto medio gorila. El “clase media” rosarino trasciende lo ideológico, va a lo estético. Después de 30 años como el socialismo que tuvo referentes que conocieron Rosario a los 18 años. Pablo Javkin le dio la imagen de nacidos y criados. Cuentan la niñez y qué hacían de chicos. Va contra los que se armaron en la Universidad de Rosario que no nacieron en esta ciudad pero luego se criaron y triunfaron políticamente aquí".

"El socialismo en Rosario está agotado, no salen a militar. Creo que Pablo Javkin se va a encontrar con Clara García y con Mónica Fein. Hay una idea del poder que tiene desgastado Juntos por el Cambio".

"La gente necesita opciones válidas, estadistas, fuera de la grieta, terciar sobre esa situación fuera de los negocios de la política. Clara García va a tener muchos más votos en las generales que ahora".

"Perotti lo puede dar vuelta. Losada es una cosa en la interna. Cuando escuche los debates, cuando vea a Lewandowski, a Clara García y a Losada, cuando empiecen las chicanas. No vivís acá, votás en Tigre, para Losada. Lo van a coachear, va a haber un debate. Los votos no son de nadie. El sector de Angelini qué va a querer. Perdió mucho".

Es muy difícil medir a alguien. Habrá que ver quién lleva el dinero, el ladrillo, el plan. No se sabe a quiénes van a votar. Alberto Fernández no se puede hacer el sorprendido con lo que iba a pasar. Tiene mucho aparato de inteligencia para medir el humor de la gente.

Dejá tu comentario