Actualidad |

"No la acosé, la apoyé", dijo tras hostigar a una kiosquera y recibir una golpiza de los vecinos. 28 de septiembre de 2018 (infobae)


Un acosador de Lomas del Mirador fue agredido por un grupo de personas; luego, la policía lo detuvo.


La vendedora de un kiosco de Lomas del Mirador, en Buenos Aires, fue víctima del acoso sexual por parte de un cliente, quien aprovechó una distracción de la víctima mientras se estira para alcanzar un producto para apoyar sus genitales sobre el cuerpo de ella.


La reacción de la joven no se hizo esperar y le propinó una cachetada al hombre, que se retiró como si nada hubiese pasado.


La agresión quedó registrada por las cámaras de seguridad del comercio y por decisión de la propia empleada del local, las imágenes fueron difundidas para poder dar con el abusador.  El objetivo de la víctima, según dijo, era que fuera preso por lo que había hecho. "Sentí mucha bronca de no haber hecho un escándalo", declaró la kiosquera.


Horas después de iniciar la campaña entre los vecinos para dar con el acosador, se comenzaron a ver los resultados. Esta mañana, casi de manera insólita, el hombre volvió al comercio y los vecinos los reconocieron. Fue increpado y hasta recibió una violenta golpiza por parte de un hombre. Finalmente, con la nariz rota, la policía se lo llevó detenido.


"Solamente la apoyé", se defendió el acusado ante los vecinos. "Tengo que ir a cobrar la jubilación de mi mamá y me están rompiendo las pelotas", dijo en frente de las cámaras de televisión después de ser agredido por algunos vecinos, que lo tiraron al piso para luego patearlo.
 

Dejá tu comentario