Distanciamiento 18 de junio 2020
Santa Fe | Aguas Santafesinas | Río Paraná

Recomendaciones por el uso de agua ante la bajante del río                       

La pronunciada bajante en la cuenca del río Paraná afecta la capacidad de captación de agua para procesar

La empresa provincial Aguas Santafesinas informó que la bajante en la cuenca del río Paraná afecta la capacidad de captación de agua para procesar, lo que se refleja en una merma de los volúmenes disponibles para potabilización.

Piden a los usuarios que realicen un uso responsable y solidario del agua potable.

Recomendaciones

  • No utilizar el agua potable en actividades que pueden postergarse, en particular las que demandan importante cantidad de agua: lavado de autos y veredas, regado de jardines, lavarropas, llenado o renovación del agua de piletas de esparcimiento.
  • Una manguera con salida continua de agua gasta 500 litros por hora: evitemos su uso.
  • Sólo lavar las veredas los días y horarios autorizados por la Municipalidad: martes y jueves entre las 0.00 y las 18.00 horas y los sábados, entre las 8.00 y las 18.00. Utilizar baldes o mangueras provistas de sistemas de corte (gatillo o interruptores o pulsadores), para evitar el derroche. La Municipalidad puede aplicar importantes multas por el incumplimiento de estas disposiciones.
  • Tampoco está permitido el lavado de vehículos ni arrojar aguas servidas a la vía pública.
  • No están permitidas las bombas “chupadoras” conectadas en forma directa a la red, que causan riesgos y perjuicios directamente a las cañerías de sus instalaciones internas y de sus vecinos.
  • No debemos dejar que el agua corra innecesariamente al lavar los platos, al lavarse los dientes o al bañarse, una ducha de 10 minutos consume 80 litros de agua.
  • Controlar las pérdidas en canillas, tanques de agua y otras instalaciones, un depósito de inodoro con deficiencias desperdicia 4.500 litros por día.
  • Una pileta de lona llena de 5.000 litros equivale al consumo diario de agua potable de 25 personas. Evitemos renovar el agua en forma innecesaria: con la dosificación diaria de hipoclorito de sodio (lavandina) o con una pastilla de cloro sólido podemos conservarla en adecuado estado por varios días.
  • También podemos lavarnos los pies antes de ingresar a la pileta, retirar la basura de la superficie y cubrirla con una lona o plástico mientras no la usemos para evitar el ingreso de polvo u hojas que deterioran el estado de conservación del agua.
Salud y  Movimiento

Dejá tu comentario