Nacionales | Tucumán

Robó a mano armada, se disparó accidentalmente y murió

Un delincuente robó a mano armada con tal suerte que al guardar el arma se disparó de tal gravedad que murió poco después

Un delincuente entró a un comercio, cometió un robo y cuando quiso guardar el arma se disparó en la ingle y murió.

El ladrón ingresó al comercio con un casco, y a punta de pistola le exigió el dinero de la caja a un empleado. Luego el hombre amenazó a un cliente con el arma y cuando la guardaba en su pantalón para escapar se disparó accidentalmente en la ingle.

El delincuente huyó en moto pero a las dos cuadras se desplomó.

Según informó la policía al diario La Gaceta, el hombre "presentaba una herida con mucha pérdida de sangre a la altura de la ingle, del lado izquierdo, por lo que fue trasladado al hospital Padilla", donde luego murió.

Dejá tu comentario