Justicia | Mar del Plata

Una pareja se accidentó en un parque acuático 

"No es un juego peligroso", asegura Hernán Ezequiel Cobos sobre una de las opciones de toboganes de un parque acuático en el que pudo haber perdido parte de su pierna.  

El mencionado sufrió desprendimiento muscular hasta dejar el hueso a la vista y su novia, Noelia Gisel Medina, que viajaba con él sobre un gomón, terminó con golpes y cortes varios.

La Justicia tomó intervención a partir de una denuncia penal contra los responsables de Aquópolis, una de las opciones que en este rubro de recreación tiene Mar del Plata, en la zona sur de la ciudad. Allí se constató que se desprendieron los tornillos que ensamblan piezas del semitubo que permite el deslizamiento en pendiente pronunciada. Una de los tramos se convirtió entonces en una barrera contra la que golpearon estos jóvenes marplatenses, hace ya una semana.

La lesión que sufrió Cobos parecía tan grave a simple vista que el rumor que corrió era una posible amputación de la pierna izquierda. "Fue muy importante y dolorosa, pero sin tener que recurrir a intervenciones extremas", comentó

Hernán Ezequiel Cobos.jpg
Hernán Ezequiel Cobos
Hernán Ezequiel Cobos

El juego donde se produjo el incidente se llama Rafting y parece, al menos a simple vista, uno de los más sencillos de este complejo, el segundo que tiene la ciudad con esta oferta de recreación acuática. Quedó clausurado, mientras el resto de su propuesta continúa abierta al público y sin restricciones.

El golpe ocurrió cuando ya casi llegaban al nivel de pileta, que es el final del recorrido. En una de las últimas curvas, por inercia, el gomón los lleva hacia un borde exterior. Allí se encontraron con que el tobogán estaba abierto en V, con uno de los filos de frente.

Cobos recibió el mayor impacto sobre una pierna. Su novia, que salió despedida por el golpe, terminó con su cabeza contra el otro lateral. Sufrió cortes que requirieron sutura. También tuvo golpes importantes, reflejados ahora en hematomas que presenta en torso y piernas.

Noelia Medina.jpg
Noelia Medina
Noelia Medina

El caso llegó a la Fiscalía de Delitos Culposos, donde en principio se abrió una investigación bajo la calificación de lesiones que podría variar en función de los peritajes que determinen la gravedad de lo padecido por ambos jóvenes.

Cobos permaneció internado casi una semana, hasta que recibió el alta médica para que continúe su recuperación de manera ambulatoria, aunque siempre bajo control médico por riesgo de infecciones.

Desde la empresa responsable de Aquópolis aún no han hablado sobre el tema. Las víctimas aseguran que después de que ocurrió el incidente no se habían comunicado con ellos. Y que, siempre sin mediar contacto directo con las víctimas, se hicieron cargo de los costos que derivara el tratamiento de Cobos porque no tiene cobertura social.

Salud y  Movimiento

Dejá tu comentario